viernes, 24 de agosto de 2012

Diadoro´s Buyer´s Guide Agosto 2012



Diadoro´s buyers guide Agosto 2012

Introducción.

Como algunos de vosotros ya sabeis, suelo colaborar en diversos foros, especialmente en elotrolado.net en los hilos de fotografía, aconsejando a la gente sobre la compra de cámaras y material fotográfico, desde compactas baratejas pare regalar en una comunión, hasta cámaras réflex profesionales.

Mucha gente entra en los foros preguntando por cámaras de fotos, y ni tienen pajolera idea de fotografía ni ganas de tenerla. Buscan una cámara a la que le aprietes el botón y te haga la foto y punto. Tener recuerdos de las vacaciones, las fiestas, la novia (o novio) o de la colección de latas de cerveza, que se yo…

Lo “normal” sería coger el folleto de cualquier gran superficie, ver la oferta del día, preguntarle al de la tienda si esa cámara está bien, y volver a casa con ella.

O bien ya tiene una cámara y le está picando el gusanillo y quiere aprender, pero igualmente se pierde entre tantas posibilidades y no acaba de tener muy claras las cosas.

Lo “normal” sería ir a alguna tienda especializada en fotografía, y dejarse asesorar…

Pero…. tambien hay mucha gente que le gusta ir más allá de lo que le pueda recomendar cualquier comercial, quiere obtener información objetiva por si mismo de cual es la compra que más le conviene. Para muchos de los que buscamos información en internet  es un orgullo exprimir hasta el último céntimo que gastamos en electrónica comprando lo mejor que nos podemos permitir y nos jode llevarnos lo primero que vemos sabiendo que en algún lugar hay algo mejor y más barato, y, por supuesto, no estamos dispuestos a dejarnos “engañar” por el promotor de turno del centro comercial que es capaz de decirnos cualquier burrada para que nos llevemos algo que valga 10 euros más…



Nadie nace aprendido....

Así que a eso acudimos a internet, porque por raro que sea el cachivache que andamos buscando, siempre hay algún geek a nuestra disposición para decirnos cual es ese “gadget” que han fabricado expresamente para nosotros, pero que aún no conocíamos.

Bueno, pues igual que yo acudo a los foros sin tener ni puñetera idea de teles o de discos multimedia, voy a aportar mi granito de arena aclarando un poco la niebla existente en el mercado de las cámaras de fotos.

Esta guía no pretende ser un listado de lo que considero las mejores opciones por familia de cámaras y por rangos de precios, esto ya lo iré haciendo periódicamente más adelante. Esta guía más bien sugiere ciertas directrices para que cada uno sepa elegir la cámara que le conviene sin equivocarse mucho.

¿Qué cámara necesito?.


En primer lugar hay tres cosas básicas que uno debe tener claras antes de ir a buscar su cámara ideal.

La primera es, por supuesto, tener clara la pasta que estás dispuesto a gastar. Porque si uno viene a preguntar por una cámara buena, sin decir cuanto está dispuesto a gastar, al final acaba con media docena de posts que discuten si para retratos lo mejor es una Hasselblad de 12.000€ o con una Canon 1D de 6.000 € es suficiente.

Muchas veces siempre acabamos gastando un poquito más de lo que queríamos, pero si sabemos que queremos algo entre 100 y 150€, nadie perderá el tiempo recomendándonos una cámara profesional.

La segunda, saber para que quiero mayormente la cámara de fotos. Está claro que con cualquier cámara se puede hacer cualquier foto, pero… ¿alguien ha tratado de hacer una foto en el fútbol con el móvil?... pues eso…

No es lo mismo querer una cámara para las fotos familiares de vacaciones, que para hacer barranquismo. Y si lo que te mola es hacerle fotos a la vecina (o al vecino) de la finca de enfrente cuando sale a tender en bragas (o en gallumbos), por el mismo precio habrá unas cámaras mejores que otras.



Alguien va a tener que pensar en comprar un objetivo "macro"...

Y lo mismo es una lástima comprar una cámara totalmente automática si quieres aprender “fotografía” más en serio, que comprar una carísima cámara réflex si todas tus fotos las vas a hacer en automático.

Pues eso, no hay como saber lo que se quiere para acertar en lo que se compra.

La tercera, el zoom. Esta es la característica de la cámara que más te va ayudar a afinar la compra.

Joder Diadoro… que preguntas haces, pues el zoom cuanto más mejor, ¿no?.... PUES NO. O al menos no necesariamente. Más zoom en la cámara significa más cristalitos dentro de ella, y más cristalitos solo pueden significar dos cosas, o más caro, o más malo. ( O peor todavía, las dos cosas a la vez).

Con esta premisa, tenemos que pensar en las fotos que hacemos o las que queremos hacer, para saber cuanto zoom vamos a necesitar.



Hay telobjetivos que no caben en cualquier bolsillo...


Si lo que te gusta es esperar horas con una rama en la cabeza a que un Halcón Peregrino agarre en vuelo a un pobre gorrión y hacer esa foto a 200 metros de distancia, está claro que no puedes vivir sin un zoom 30x, pero si la cámara la vas a usar para decir “cubataaaa” en las fiestas de tu pueblo, hacer una foto de tu jardín al atardecer, o hacerle fotos al gato cuando duerme en el regazo del perro en el interior de tu comedor, con un zoom 3x vas que te matas, y siempre tendrás fotos de un poquito más de calidad que con un 12x desaprovechado.

Con estas tres cosillas, ya hemos eliminado el 80% de las cámaras que o no te puedes permitir o no necesitas. Vamos bien, pero aún nos queda lo peor… afinar…

¿Cómo está el panorama actual?.


No importa que tu última cámara fuera de carrete, o te comprases hace 3 o 4 años una flamante cámara de 8 megapíxeles. A poco que uno se despiste un añito del mercado de la tecnología, de repente ha salido un móvil que hace lo mismo que tu cámara/tele/radio/microondas, y te salen miles de dudas del tipo… ¿Por qué esta cámara que tiene más Mpíxeles es más barata que esta otra?. ¿GPS en la cámara… pero… esto me vale de tomtom?. ¿Si mi cámara tiene wifi me puedo bajar videos porno con ella?.

El sensor y los Mpíxeles:


Actualmente, lo que más confusión causa en la gente en el mercado de las compactas es que se está viviendo una transición de un tipo de sensor de imagen a otro. Los sensores CMOS retroiluminados están sustituyendo a los CCD. (Si, esos que antes nos contaban que eran peores, ahora resulta que son mejores… mejor no preguntéis más). Mientras que los últimos CCD estaban saliendo ya en 16 Mpíxeles, los CMOS han empezado en los 10-12.

Aunque una vez superados los 10 Mpíxeles para la mayoría de gente esto ya carecía de importancia, más megapíxeles solia significar más moderna y por tanto mejor. Ahora es fácil encontrar en el mercado cámaras CMOS con 12 Mpíxeles que son mejores que otras CCD de 16 Mpíxeles.

Entonces… ¿cómo se cual monta CMOS y cual CCD?. La liamos compadre… cada marca tiene su propia nomenclatura para esto, y algunas marcas ni se dignan en indicar en su nombre lo que llevan. En algunos casos hay que entrar en las características técnicas para verlo… pero bueno, es importante, porque es el avance más significativo de los últimos 2 años en compactas.

Veamos un ejemplo de lo retorcido que puede llegar a ser el asunto:







Esta es la Samsung WB700. Una cámara salida al mercado en abril de 2011 para competir con las reinas de las "superzoom", las Panasonic TZ18 y TZ20, gracias a una relación calidad precio inmejorable. Montan sensor CCD de 14 Mpíxeles.













6 Meses despues, Samsung lanza la WB750. La evolución natural de la WB700. Esta vez con un sensor CMOS de 12 Mpíxeles. Pero ya sabeis, CMOS de 12, mejor que CCD de 14. Bueno, va, hasta ahora la cosa va bien. Un número más alto es una cámara más moderna... pero...












Os presento la Samsung WB150F. Lanzada al mercado en enero de 2012 (8 meses despues de la WB700 y 2 meses despues de la WB750), es la misma cámara exáctamente que la WB700 (Recordemos, sensor CCD de 14 Mpix), pero con conexión Wifi. Interesante, ¿verdad?... Pues esto no es todo..











Esta es la flamante WB850F!!. Presentada en abril de 2012 (12 meses despues de la WB700, 6 meses despues de la WB750 y 4 meses despues de la WB150F). Esto es lo que pasa cuando dejas en un cajón oscuro a una WB750 muy arrimadita a una WB150F.








¿Cual es pues la situación?. Que en el plazo de un año, Samsung ha sacado 4... si, si, 4 cámaras que pertenecen al mismo segmento. Y, evidentemente, con un año, podemos encontrar las 4 en un escaparate... ¿Tu crees que alguien se puede aclarar con semejante girigay?.... Pues multiplicad esto por 6 familias de cámaras y 2 docenas de fabricantes... cada uno con sus siglas y sus normas de nomenclatura.... que Dios nos pille confesados....

Los gadgets:

Una cámara de fotos se compone básicamente de tres elementos. La carcasa, el sensor y la óptica. Dentro de cada tipo, cada marca tiene su modelo, así que como los fabricantes saben que nos encantan las chorraditas en los aparatos electrónicos, cada vez añaden más cositas.

Actualmente algunas cámaras montan GPS para geolocalizar las imágenes y puedas saber donde hiciste tal o cual foto. (Creedme, te vas a un tour a Italia y le haces fotos a todas las puñeteras iglesias que ves, al final se agradece ver en un mapa cual es cual). También se están imponiendo las pantallas táctiles, con lo que el uso de la cámara y de los móviles cada vez se va pareciendo más. Otras montan wifi para poder transferir las fotos al ordenador sin cables. Y también, para los amantes de los efectitos, cada vez tenemos más posibilidades sin pasar por photoshop… efectos maqueta, HDR´s, filtros de colores y sabores, y mil y una cositas que a quien le gusta, le gusta mucho.

Las ópticas:

 En realidad las ópticas de las cámaras no han vivido ninguna revolución tecnológica en decenas de años. Su tecnología de fabricación es como es desde casi el principio de la fotografía, y nadie puede ofrecer grandes avances en este sentido. Entonces… ¿cómo ha evolucionado esto?. Pues como anteriormente los megapíxeles, en tamaño. Hace un par de años para tener un zoom 12x tenías que comprarte una cámara bridge, que era casi tan grande como una réflex. Ahora tienes cuerpos de compactas con zooms hasta 20x, y las bridge montan zooms de hasta 36x. Como ya he dicho anteriormente, más no significa mejor, pero ya sabemos cómo es esto de la electrónica… los números venden.


Esta es una Canon S5. Apareció en el mercado en Julio de 2007 como una bridge ultrazoom de 12 aumentos. Un zoom bastante largo para su época...

Esta es la Canon Ixus 500HS. 5 años despues, el mismo zoom 12x, en una ultracompacta... 

Familias de cámaras.

Una vez ya tenemos una idea de lo que buscamos y de cómo está el tema, vamos a elegir familia. Elegir la familia de cámara es casi la decisión más importante para no fallar, porque una vez dentro de cada una, las cámaras tienen características muy parecidas entre si, y no existe gran diferencia entre ellas.

Si buscas coche, es más fácil fallar la decisión si la cosa está entre un BMW X5 y un BMW M5, que si está entre un BMW X5 y un Audi Q7, por más que se parezcan los nombres de los dos primeros… ¿si?.

Bueno, al tema…

Compactas “apuntar y disparar”:


Es la cámara clásica de quien busca algo que haga fotos mejor que un móvil, pero no quiere calentarse más la cabeza. Su tipo de fotos son las normales, y si acaso, quiere una cámara bolsillera y molona.

Podemos subdividir esta familia en dos, las baratunas y las molonas, pero yo lo voy a dejar así, que es fácil ver la diferencia.

Aquí lo normal será buscar, como ya he dicho antes, una cámara con sensor CMOS, un zoom de 3x o 4x es más que suficiente, y una pinta que te guste.

En este tipo de cámaras, gastar más dinero es tener más gadgets, pero normalmente no más calidad óptica. En el rango de los 150€ a los 200€ están la mayoría de cosas interesantes. Se pueden encontrar desde los 100€ si no te importa no tener lo último, y tendrás que pagar más de 200€ si quieres todos los “extras”. Salvo ofertones, es difícil encontrar nada que valga realmente la pena por debajo de 100€. Si el presupuesto es así de apurado, aunque no tenga sensor CMOS, si que al menos debéis buscar una cámara con estabilizador de imagen OPTICO o MECÁNICO. Que no os metan gato por liebre con el estabilizador de imagen digital, que es la misma patraña que el zoom digital.

Generalmente estas cámaras están enfocadas a disparar en modos automáticos, aunque si te gusta trastear con los modos manuales, puedes encontrar algunas que te ofrecen esta posibilidad.


Canon Ixus 125HS. Un modelo clásico de compacta pequeñita y muy aseadica.


Compactas “superzoom”:

Es la cámara típica para viajes. Es para toda esta gente a la que igual le gusta sacar un paisaje que fotografiar el nido de una cigüeña en la torre de una iglesia. Ahora mismo son las estrellas de las compactas, y los fabricantes ponen toda su tecnología en ellas. Recordad que tener estos zooms de entre 14x y 20x supone perder algo de calidad con respecto a las anteriores, pero si te gusta usar zoom, es el precio que hay que pagar. Precios entre 200 y 300€. Si te gusta mucho tener zoom, pero no tienes tanta pasta, puedes encontrar cosas sin sensor retroiluminado que hacen muy buenas fotos. Vigilad los “gadgets” que vais a necesitar realmente, porque podéis encontrar en el mercado la misma cámara con y sin GPS y pantalla táctil con diferencias de más de 60€, y si son cosas que no vais a usar, mejor usar la pasta en otras cosas más provechosas.

Muchas de estas cámaras tienen modos de disparo manuales.


Panasonic TZ30. La reina actual de las "superzoom"


Compactas “Todoterreno”:


Suelen ser cámaras con un aspecto más robusto, y con objetivos más pequeñitos que no son retráctiles, para evitar dañarlos con los golpes.

Aunque este tipo de cámaras las domino menos, el criterio es el mismo que con las anteriores. De todas formas, ojito con lo que prometen los fabricantes. Estas cámaras, efectivamente son más resistentes al polvo, y salpicaduras de barro o agua, pero no nos engañemos, ni aguantan caídas desde un tercer piso, ni son sumergibles.



Fuji XP-150. Un ejemplo de cámara "dura".


Compactas “Ultrazoom” o Bridge:


Mucho ojo con este tipo de cámaras porque son las que suelen llevar más a confusión al personal. Estas cámaras son más grandes que una compacta, y tienen el aspecto de una cámara réflex. En muchos casos, su forma de utilización se parece al de una réflex, porque puedes usar un visor en lugar de la pantalla, suelen tener modos manuales, y la forma de sujetarlas y hacer las fotos es más similar. Pero aquí acaban las similitudes. Su interior es el de una compacta, y por tanto, no hacen mejores fotos que una compacta y la calidad de imagen está muy lejos de las réflex.

A pesar de ello, siguen siendo un buen escalón para avanzar en cuanto a la práctica de la fotografía más “en serio”.

Pero desde luego, lo que es el punto fuerte de estas cámaras son sus zooms brutales. Si andas buscando los zooms más largos del mercado, nisiquiera en réflex vas a encontrar tal cantidad de aumentos. Como ya he indicado antes, la calidad óptica se resiente algo, aunque los fabricantes ponen todo su empeño en que no existan grandes diferencias en calidad con respecto a las compactas de zoom más corto.

Es en esta familia de cámaras donde podemos encontrar más dispersión en los precios. Puedes encontrar cámaras de este tipo desde los 150€, pero cuidado. Generalmente estas “bridge” entre los 150 y los 250€, o son cámaras destinadas a tener el mayor zoom posible y seguir siendo baratas, con lo que la calidad óptica se resiente, o son varias generaciones anteriores, con lo que no dejan de ser buenas cámaras, pero ya se encuentran algo desfasadas. En el otro extremo del rango de precios, encontrarás opciones entre los 400 y los 500€ cargadísimas de zoom y de las últimas tecnologías, y con calidades ópticas bastante decentes para estos niveles de zoom, pero claro… baratas no son, e insisto… por más que cuesten 500€ no son una réflex.



Nikon P-510. La friolera de 42 aumentos de zoom...

Compactas “avanzadas”:


Son cámaras en los que el fabricante ha puesto su esfuerzo en montar las ópticas de mayor calidad posible. Suelen tener zooms entre 3 y 4 aumentos, y grandes aperturas de diafragma para captar más luz y hacer fotos con menos ruido en escenas con poca luz. Muchas de ellas montan incluso sensores de mayor tamaño del normal, con lo que también ganan en calidad de imagen. Tienen modos manuales y algunas disparan incluso en formato raw, que es un formato diferente al jpg en el que puedes modificar la imagen en photoshop sin perder calidad.

Suelen ser muy caras, entre los 400 y los 500€, aunque puedes encontrar este tipo de cámaras de generaciones anteriores por precios muy competitivos, con lo que a veces viene bien plantearse si es mejor una cámara de este tipo antigua, o una bolsillera moderna.



Olympus XZ-1. Compacta "pata negra"

Cámaras compactas de lentes intercambiables:


Esta familia de cámaras tienen cantidad de nombres…. Mirrorless, pen, bridge, CSC, evil…. Y más que se me olvidan.

Son una especie de híbrido entre una cámara compacta y una cámara réflex. Este tipo de cámara si es un salto cualitativo en cuanto a calidad de imagen, estando en muchos casos al nivel de las propias cámaras réflex.

Son cámaras ideales para quien tiene un buen presupuesto, quiere la mejor calidad posible, y no quiere ir cargando con una réflex, o simplemente le intimidan.

Su modo de uso es más parecido al de una compacta normal, y podríamos decir que tiene las ventajas de los dos mundos.

A mi personalmente no me gustan demasiado, porque por su tamaño, ni son lo bastante pequeñas como para caber en los bolsillos, ni son lo bastante grandes para que sean tan cómodas de disparar como una réflex una vez te acostumbras. Además, creo que lo que puede parecer una ventaja, que son las ópticas intercambiables, muchas veces se convierte en una inutilidad, porque a poca gente he visto yo con una cámara de estas y otro objetivo que no sea el estándar del kit.

Esta familia también está muy dispersa en cuanto a precios y tecnologías, porque, al igual que en las superzoom, las marcas están en una dura batalla en este segmento, y cada 6 meses aparecen novedades. Hay que mirar muy bien lo que se necesita, porque actualmente hay conviviendo varios tamaños con la misma tecnología y varias generaciones, con lo que muchas veces puede ser bastante confuso.

Sus precios van desde los 300€ en modelos ya obsoletos pero atractivos, hasta los casi 1000€ de lo último de lo último.



Sony Nex-7. la "creme" de las "sin espejo".


Cámaras réflex:


Quien más quien menos conoce este tipo de cámaras, más…. Profesionales, por decirlo de algún modo.
Ofrecen un salto cualitativo importante con respecto a las compactas, y un incremento de precio exponencial. La fotografía como afición es bastante cara.

Las cámaras réflex ofrecen al aficionado la posibilidad de obtener fantásticas imágenes, pero hay que tener una cosa muy importante en cuenta. Su curva de aprendizaje es bastante lenta.

Pensar que por tener una réflex tus fotos van a ser mejores es como pensar que por comprarse una raqueta de 500€ ya puedes ganar el Roland Garros.

Para hacer buenas fotos con una réflex hay que practicar mucho y estudiar. Si, si… ESTUDIAR. Aprenderse los conceptos de la fotografía manual y ponerlos en práctica.

Evidentemente, se pueden hacer fotos en automático con una réflex, pero sería como tener un Ferrari y no pasarlo de 120 por autovía. Para eso mejor comprarse un mercedes, que es más barato, consume menos y vas más cómodo.

Si tu intención es dedicar tiempo y dinero a una afición que te gusta, adelante, es la mejor herramienta para ello, pero es una decisión que hay que meditar seriamente, porque insisto que es un mundo caro.

Aquí no existen grandes diferencias entre marcas, siempre hablando del mismo rango de cámaras. Existen 4 gamas. Básicas, de aficionado “puntero”, semiprofesionales y profesionales.

Mucha gente duda en adquirir gamas bajas de réflex por miedo a que la cámara “se le quede pequeña” en pocos años y tenga que hacer de nuevo una fuerte inversión.

Hay gente que opinará diferente a mi, pero creo que esto es un error. Los aficionados que empiezan en esto de las réflex, lo hacen con muchas ganas, y menosprecian la dedicación a mejorar la técnica y el estilo, pensando que mejorando el equipo, mejoraran sus fotos. Personalmente creo que es mucho mejor dedicar los recursos al aprendizaje en primer lugar, y en segundo lugar, a la parte más importante en una réflex. Los objetivos.

En réflex existen tres gamas de objetivos:
- Buenos y caros.
- Buenísimos y carísimos.
- Profesionales y prohibitivos.

En mi opinión, resulta mucho más importante dedicar los recursos económicos a elegir los objetivos adecuados a tu estilo de fotografía que dejarse llevar por la espiral tecnológica y pensar que dentro de 2 o 3 años tu réflex ya es una castaña y te toca renovar.

El mundo réflex es tan extenso que merecería un informe aparte, así que lo voy a concluir aquí.



Pentax K-r. La injustamente olvidada...

Resumiendo.


Bueno, lo que inicié como una guía de compra se ha convertido más bien en una serie de aclaraciones y reflexiones, pero al menos espero que sirva para poder aclarar un poco como está este mercado de la fotografía.

Trataré de resumir todo este tocho para quien quiera sacar algo en claro sin tener que leerse tanta pajilla mental:

1.- Antes de buscar por buscar, hay que tener claras tres cosas: Presupuesto, para que quiero la cámara y cuanto zoom necesito.
2.- Aunque tenga menos Mpíxeles, mejor sensores CMOS que CCD.
3.- En los zooms no se puede tener todo. Cuanto más zoom, menos calidad óptica. Hay que elegir.
4.- Elegir la familia de cámaras adecuada.
5.- Una vez dentro de cada familia, ver que gadgets usarás y los que no te sirven para nada.

Pues nada, espero que esto os sirva para algo. Este es mi primer "post" en este blog. Espero continuar animado e ir publicando cosillas a medida que surjan.

© Diadoro 2012 bajo licencia Creative Commons. Todas las imágenes son propiedad de sus autores.

8 comentarios:

  1. Me encanta tu blog, enserio :) Gracias.

    ResponderEliminar
  2. Se agradece este tipo de Documentos, en que te lo explican con peras y manzanas, muy bueno no, Excelente tu trabajo, gracias por tu tiempo y compartir tus conocimientos!!

    ResponderEliminar
  3. Gracias por hacerme llegar tu opinión. Al fin y al cabo, son comentarios como el tuyo y ver como crece el número de visitas lo que me anima a seguir. (Si mi cada vez más escaso tiempo libre me lo permite). Saludos!!

    ResponderEliminar
  4. Gracias a tu blog he aclarado alguna de mis dudas, sigue asi

    ResponderEliminar
  5. Últimamente no tengo demasiado tiempo para tenerlo actualizado, pero me alegro de que sirva. ;)

    ResponderEliminar